Erosión dental: las bebidas que dañan tus dientes

por Clínica Such Salud dental

La alimentación influye de forma muy significativa en nuestra salud. Somos lo que comemos y nuestra ingesta de alimentos diaria también influye en nuestra salud bucal. Hay muchos postres que dañan nuestros dientes, tanto por su alto contenido en azúcar como por su dureza, pero además también existen bebidas que son muy corrosivas y dañan nuestros esmalte de forma muy perjudicial.

Bebidas que cambian el Ph y dañan el esmalte

La comida es un placer, de ellos también somos conscientes en la Clínica Such. Pero el problema siempre surge cuando abusamos de ciertas bebidas y comidas. En lo relativo a nuestro cuidado bucal también hay bebidas que dañan nuestro esmalte perjudicando nuestra salud bucodental. Toma nota para evitarlas o seguir nuestros consejos y minimizar los daños:

  • El zumo de naranja. El zumo de naranja es muy ácido y dicha acidez causa daños en nuestro esmalte dental. Si lo acompañamos de azúcar todavía será una bebida más perjudicial para nuestra salud oral.
  • Los refrescos azucarados y con gas. Los refrescos como la Coca – Cola son realmente malos para nuestros dientes. Erosionan las piezas dentales produciendo un gran desgaste.
  • El café y el vino. Aunque en menor medida estas bebidas también dañan nuestros dientes y el esmalte, produciendo también una decoloración.

¿Qué hacer para evitar la erosión?

Lo principal es que no te cepilles los dientes justo al terminar de ingerir estas bebidas. Desde la Clínica Such te aconsejamos que esperes 15 minutos antes de hacerlo. ¿Por qué? Pues porque cuando hemos ingerido una bebida muy ácida, que modifica nuestro Ph, si acudimos a cepillarnos los dientes justo después lo único que conseguiremos será extender todavía más dicha acidez por nuestros dientes. Si hacemos esto el desgaste será todavía mayor.

Espera al menos esos 15 minutos antes de cepillarte los dientes y después cepíllatelos minuciosamente para eliminar todos los retos de azúcar y equilibrar de nuevo tu Ph. Apuesta por un enjuague bucal adecuado.

Además para minimizar la erosión cuando tomamos estas bebidas lo aconsejable es consumir al mismo tiempo alimentos, pues esto ayudará a equilibrar el Ph. Durante el desayuno, por ejemplo, si apostamos por unas tostadas con aceite de oliva estaremos ayudando a nuestros dientes. El aceite de oliva es bueno para impedir la erosión y desmineralización de nuestras piezas dentales. O mientras tomamos una copa de vino acompañarla de una tabla de quesos nos ayudará a cuidar el esmalte y fortalecer los dientes gracias al calcio.

¿Por qué es peligroso el desgaste dental?

El desgaste dental causa pérdida de volumen y densidad en nuestros dientes. Al erosionarse se hacen más pequeños llegando incluso a dañar la dentina y produciendo también sensibilidad dental

Recuerda que en la Clínica Such siempre estamos a tu disposición para cualquier duda o consulta que desees realizarnos. No dudes en acercarte a nuestra clínica de Valencia para ello.