Los peligros de los blanqueantes naturales para los dientes

por Clínica Such Salud dental

Algunos alimentos o productos naturales se han ganado un falso reconocimiento como tratamientos blanqueadores, más allá de ello hoy en la clínica Such te desmantelamos estos falsos mitos para ayudarte a conseguir unos dientes más blancos del único modo posible: con nuestro tratamiento blanqueante.

¿Cómo funcionan los tratamientos blanqueantes?

Para conocer por qué los productos naturales que os adjuntamos a continuación NO funcionan como blanqueantes os hablaremos primero de cómo funcionan los tratamientos blanqueantes que realizamos en la clínica Such.

En la clínica aplicamos perióxido de hidrógeno que activamos mediante una luz fría con la que logramos abrir el poro del esmalte para conseguir así un tono más blanco en la dentina. Es un tratamiento indoloro y que requiere de una o dos sesiones para maximizar sus resultados, no daña el esmalte ni los dientes. Se trata de agua oxigenada, pero tratada de forma adecuada para usarla con dichos fines blanqueantes sin que dañe nuestra salud bucal.

¿Qué alimentos no funcionan como blanqueantes?

A todos nos gusta tener una sonrisa perfecta con unos dientes blancos, y en muchas ocasiones recurrimos a técnicas caseras o alimentos para tratar de blanquear los dientes. Los alimentos que vamos a citar a continuación son buenos para no dañar el esmalte y cuidar nuestros dientes, pero eso no implica que realicen un tratamiento blanqueante, ni mucho menos, parecido al que realizamos en la clínica Such.

El ácido málico – las manzanas

Las manzanas son un alimento muy sano y con un alto contenido en ácido málico que lejos de blanquear nuestros dientes, si los utilizamos de forma habitual con tal efecto lo único que conseguiremos será un efecto contrario. Los ácidos de los alimentos dañan nuestro esmalte y lo aconsejable es cepillarse correctamente los dientes tras su ingesta.

El bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio incluye sin lugar a dudas entre sus propiedades un efecto blanqueante. Ahora bien, es un producto muy abrasivo y produce un daño en el esmalte muy dañino y perjudicial. Es cierto que blanquea los dientes, pero no está indicado para ello y su uso se vuelve nocivo al realizarse habitualmente.

Los lácteos

El calcio es muy bueno para tener unos dientes y huesos sanos y fuertes, pero no blanquean nuestros dientes como lo puede hacer el perióxido de hidrógeno. Tan solo contribuyen a tener una sonrisa sana pero de otro modo, no como blanqueantes.

Aunque esta lista de alimentos o productos no blanquean tus dientes, existen otros muchos alimentos que sí dañan tus dientes de forma muy perjudicial. Como el azúcar, el té, el café... consúmelos con moderación.

¿Por qué es importante realizar el tratamiento blanqueante en clínicas dentales?

El esmalte dental es un tejido de nuestro cuerpo que no puede regenerase por si mismo, es el único que no tiene el poder de reproducirse de nuevo. Cuando realizamos experimentos caseros en los que dañamos nuestro esmalte estamos perjudicando gravemente nuestra salud bucal. No te la juegues y si realmente quieres conseguir unos dientes más blancos y una sonrisa perfecta acude a tú clínica Such. Recuerda que para tener una sonrisa perfecta has de cuidar tus dientes y realizar limpiezas bucales de forma constante y habitual además de contemplar la posibilidad de utilizar carillas dentales para que tus dientes, además de blancos, tengan una estructura perfecta.